Centro Agrícola Cantonal de Hojancha
Boletin

Perfil de la empresa


¿Porqué se creó el Centro Agrícola

Cantonal de Hojancha?


A principios de la década de los 70, el cantón de Hojancha enfrentaba serios problemas económicos, sociales y ambientales que habían colapsado el modelo económico basado en la ganadería extensiva y la producción de granos básicos.

Ante este panorama se empiezan a generar iniciativas desde la naciente municipalidad para contrarrestar la crítica situación, y es así como entre los años 1974 y 1978 el Instituto de Fomento y Asesoría Municipal (IFAM) con la asesoría de Acción Internacional técnica  (AITEC) realiza un estudio sobre la comunidad de Hojancha para detectar y definir los problemas rurales y delinear las políticas a nivel de gobierno.

De este estudio se determinaron una serie de problemas que provocaban un fenómeno migratorio nunca antes registrado en el País, (pasando de 8.919 habitantes en la década de los 60 a  3.836 habitantes en 1974, tres años después de haber logrado el cantonado, reduciéndose su población en un 57%), generado por el desempleo.

Con el conocimiento de esta situación, la municipalidad y demás organizaciones del cantón, se comprometen en lo que se denominó “Plan Piloto de Desarrollo Rural”, que planteaba en concreto las siguientes acciones:

Fortalecimiento y fomento de la caficultura.
Transformación de los sistemas de producción ganadera,
Desarrollo de un programa de producción hortícola.
Desarrollo de la producción apícola.
Fomento y tecnificación de la porcicultura.
Tecnologías de producción para frenar la deforestación y el deterioro de los suelos.


Creación del Centro Agrícola

Cantonal de Hojancha


Con la puesta en marcha del “Plan Piloto de Desarrollo Rural”, se sintió la necesidad de formar una organización local que diera continuidad a los proyectos en desarrollo. De esta forma el 26 de mayo de 1978, se funda el Centro Agrícola Cantonal de Hojancha, que se abreviará  (CACH), como una Asociación Cívica de Agricultores sin fines de lucro, creada mediante la ley  Nº 4521, del 16 de diciembre de 1969.

En el año 1978 se inicia el proyecto forestal. Durante los primeros años se notó una natural resistencia a las plantaciones forestales por su ciclo de producción a largo plazo. El objetivo fundamental era contrarrestar los efectos de la deforestación y el sobrepastoreo, iniciar un proceso de normalización del régimen hídrico de la zona, así como diversificar las fincas y generar fuentes de empleo.

 

El CACH, inicia sus acciones apegado al Plan Piloto trabajando en los siguientes campos:

Viveros comunales: se establece un convenio con el Colegio Agropecuario para ubicar en sus terrenos viveros comunales, (Se busca desde la educación secundaria motivar a los estudiantes para el cambio de uso de la tierra, a un modelo productivo de sistemas agroforestales, como estrategia de un cambio generacional de producción agropecuaria).

Proyecto apícola: como parte de la solución integral y conociendo la rentabilidad de la apicultura se inicia un programa de fomento a la actividad apícola. Se brinda servicios de suministro de insumos apícolas, laminado de cera, charlas de actualización tecnológica,  manejo de colmenas africanizadas y comercialización de productos.

Proyecto porcino: se buscó una fuente de financiamiento para la construcción y montaje del centro de reproducción porcina, que se ubicó en la comunidad de Pilangosta, para la producción de cerdos híbridos, con características de rusticidad y precocidad que permitiera a  los afiliados desarrollarlos en sus porquerizas, con un mínimo costo utilizando los recursos existentes.

Incremento de la producción de café en la  zona: se participa en un plan para el fortalecimiento de la caficultura en apoyo a la Cooperativa de caficultores de Pilangosta R.L.  Se desarrolla todo un plan de innovación tecnológica en esta actividad.

Ganadería de doble propósito: Se perfilo la producción de ganado de doble propósito, con el fin de mejorar rentabilidad en las fincas, se introducen nuevas tecnologías como lo fue el ensilaje de forrajes y  el método de inseminación artificial.

Horticultura: el CACH, realizó un convenio con la UCR, y se logró determinar que existen en la zona condiciones edafoclimáticas excelentes para la producción de gran variedad de hortalizas. Se busca el financiamiento con el AITEC, para desarrollar esta nueva experiencia, con el fin de lograr una mejor utilización de la mano de obra familiar.

Desarrollada la primera etapa de este Plan Piloto, se determina de acuerdo a los estudios realizados en parcelas demostrativas por el Instituto Tecnológico de Costa Rica, que esta área de la península cuenta con un gran potencial para la producción de madera plantada. Esto da paso a una segunda etapa, que con el cambio generacional, promovido desde la educación secundaria en los habitantes de Hojancha, se logra en las fincas una mejor disposición de los productores hacia el cultivo de madera.


Nuestra Misión


El Centro Agrícola Cantonal de Hojancha, es una organización de servicio que impulsa el desarrollo sostenible a través de proyectos que promueven la diversificación agropecuaria, la industrialización, la comercialización de los productos y la capacidad empresarial de los pequeños y medianos productores (as), para que sean gestores de su propio desarrollo.


Nuestra Visión


Ser una organización autosuficiente, que responda a las necesidades de los productores (as) del cantón, promoviendo la innovación y la diversificación agropecuaria sostenible, la industrialización y la articulación hacia el mercadeo de productos diferenciados con valor agregado.

 



Para información o comentarios, por favor comuniquese a: info@cachforestal.com
Teléfono: (506) 2659-9119, Guanacaste, Costa Rica
© 2008 CACH
Diseño Web por QuimeraStudio.com